VENUS, ELLA SE ELEVA….(Parte 2)

VENUS, ELLA SE ELEVA....(Parte 2)
Home / Belleza Natural / VENUS, ELLA SE ELEVA….(Parte 2)

LOS INGREDIENTES…

Siguiendo con la inspiración y pensando en qué ingredientes eran los más adecuados para los productos que tenía en la cabeza, pasaron por mi mente aceites vegetales exóticos y cercanos, aceites esenciales florales muy sensuales, cítricos refrescantes y amaderados para dar un toque de profundidad.

Pensé en esa mujer que quiere encontrarse a sí misma, que quiere volver a ser esa niña que fue, sin filtros, sin censuras, tal cual. Para esto hacían falta aromas liberadores, que trajeran la alegría, que respirasen libertad y ganas de ser una misma.

Fue un trabajo de probar mezclas, combinaciones, armonías, que en sí mismas constituirían un mensaje directo a las emociones, para que pareciera solo un olor agradable cuando era mucho más.

Para ello seleccioné  primero las bases para el ACEITE PRECIOSO, un aceite exquisito y sensual para pecho y escote basado en las propiedades del aceite de coco, la centella asiática, el Ylang-Ylang y el Geranio. Un aceite para mostrarnos tal como somos y presumir de escote.

Elegí el aceite de coco virgen de primera presión en frío que proporciona una hidratación profunda, ayuda a reforzar las capas más internas de la piel y elimina las células muertas mejorando la suavidad y la tersura. Es un gusto sentir su textura, su olor sobre la piel. Ojo! No te alarmes si al disminuir la temperatura comienza a solidificarse es debido a su composición y esto te da idea de lo puro y ecológico que es. Solo debes templarlo ligeramente y estará de nuevo líquido.

Elegí  el aceite de centella asiática macerado por nosotros mismos en aceite de pipas de girasol ecológicas. Es un aceite reafirmante y regenerador natural que activa la circulación sanguínea y promueve la formación de colágeno. Mezclado con el coco ayuda a que la piel luzca más tersa y más firme.

venus-1080x1080_mujer_b

Para el PERFUME BIO elegí una base de alcohol ecológico donde mezclar todas las esencias que tenía en mi mente. El resultado es un perfume fresco y delicado con toques de cítricos, notas florales y madera. Es una suave y sensual mezcla pensaba para dejar salir la mujer que llevamos dentro.

Como nota predominante aparece el Ylang-Ylang, o flor de flores, esencia dulce y exótica, originaria de los Mares del Sur, donde las mujeres cubren sus lechos nupciales con los pétalos de esta flor. Este aroma invita a una experiencia de placidez ya dejarse llevar con los ojos cerrados.

El Geranio acompaña la mezcla,  su olor devuelve el equilibrio y mejora el talante, regula el sistema hormonal femenino y descongestiona y embellece los senos, sin duda un aliado imprescindible para las mujeres.

En las notas de salida, más frescas, aparece la Mandarina, fruta cítrica que no solo se come,  también se huele, y su olor ejerce sobre nosotras un efecto revitalizador y fortalecedor, anima y trae la alegría. La alegría que a veces ni tenemos tiempo de mostrar, la alegría que debería acompañarnos cada día.

venus-1080x1080_bodegon-mandarina-b

Al final sentimos las notas de maderas, nos trasportamos a la humedad y la frescura del bosque, el Cedro nos recuerda que pertenecemos a la tierra, que tenemos raíces por donde nos alimentamos. Nos da el poder de la fuerza espiritual y es un símbolo de la constancia, nos dice que podemos conseguir todo lo que nos propongamos.

Al final el resultado son dos productos exquisitos, formulados desde el corazón, donde he puesto una parte de mí, presentados en un bello estuche que te servirá de espejo cuando quieras  recordar tu yo más profundo y para que nunca te olvides de quien eres.

Comparte este artículoShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someonePin on Pinterest0