REDUCE, RECICLA, REUTILIZA… CON AMAPOLABIO

Home / Nosotros / REDUCE, RECICLA, REUTILIZA… CON AMAPOLABIO

Desde AMAPOLA, creemos que todos podemos hacer algo por mejorar la situación actual de nuestro planeta. Pequeñas acciones individuales pueden tener grandes repercusiones a nivel mundial y sobre todo pueden servir de ejemplo para los demás. Recicla, reduce y reutiliza con Amapolabio.

¿ Cuantas veces nos compramos ropa que no necesitamos y que al poco tiempo enviamos a la basura?

¿Cuántos aparatos electrónicos compramos, utilizamos durante un tiempo y luego desechamos porque ya hay en el mercado otro mejor, con más prestaciones?

¿Cuántos productos cosméticos compramos porque nos atrae su olor, su presentación, su promesa de eterna juventud y luego se quedan en la estantería del baño hasta que caducan?

Total nos lo podemos permitir. Pero, ¿pensamos acaso qué pasará cuando lo tiremos a la basura?. Si queremos que nuestra conciencia se quede tranquila decimos: bueno, yo lo he tirado al contendor correspondiente y ya se encargará alguien de reciclarlo.

Pero muchas veces no es así, y muchos productos que nosotros desechamos sin siquiera haber utilizado terminan contaminando ríos, ensuciando laderas o acumulados en países africanos donde no se recicla nada. En este video nos lo explican muy bien

Cada vez más, el planeta en el que vivimos, parece un gran basurero.

Si, ahora más que nunca es necesario concienciarse sobre la necesidad de reciclar los utensilios que utilizamos, reducir los productos que consumimos y reutilizar porque muchos objetos, con un poco de imaginación, pueden tener más de una vida.

Te proponemos algunas ideas fáciles para llevar a cabo y mejorar entre todos la salud del planeta.

RECICLA

Claro que es muy importante separar las basuras en casa. Seguro que tú ya cuentas con los contenedores separados donde reciclas la basura orgánica, el papel y el cartón, los envases de plástico y el vidrio.

Tips de reciclado AMAPOLA:

Te recordamos en qué contenedor tienes que poner cada uno de nuestros envases y embalajes:

1

Cajas de cartón, catálogos (esto es mejor que no lo tires), material promocional de papel…
Contenedor azul

3

Envases de vidrio de cremas faciales, botellas de vidrio, frascos, otros envases…
Contenedor verde

2

Envases plásticos de cremas corporales, faciales o tarros de plástico, tubos, latas y tapas de plástico. Contenedor amarillo

4

Resto de producto cosmético que quieras desechar (esto es muy raro no?) iría al contenedor marrón de producto orgánico

De esta manera te aseguras que cada cosa está en su lugar y que va a ser fácil darle una segunda vida.

Además en AMAPOLA hemos colaborado este año en la campaña de The Ocean clean up aportando vuestras donaciones por la compra de productos amapola, para la campaña limpiar el océano de plásticos. Si quieres colaborar con ellos pincha aquí.

Hay empresas que ya aprovechan los desechos plásticos vertidos a los océanos para fabricar zapatillas deportivas o ropa, echa un vistazo a la pagina de ECOALF, empresa española líder en esta iniciativa .

Y tenemos un proyecto entre manos, del que todavía no podemos adelantar mucho, pero que tiene que ver con utilizar envases de plástico que han sido fabricados con plástico reciclado recogido de los océanos. Creemos que es una gran manera de contribuir a la limpieza de los mares y darle más vidas a estos materiales y cerrar el círculo de consumo.

REDUCE

Reducir es disminuir, es consumir menos, es ser conscientes de que mucho de lo que compramos no es necesario ni útil.

Menos es más, no siempre por tener más productos cosméticos el cuidado de la piel es mejor, a veces con tener pocos cosméticos de gran calidad ya se satisfacen todas nuestras necesidades. Aprende a elegir los cosméticos que sirven para varias funciones y evita aquellos que sean demasiado específicos.

En Amapola tenemos algunos productos que son “fondo de armario”, es decir, esos productos que te llevas fijo si te vas de vacaciones y no te fallan nunca porque además te sirven para muchas cosas.

Te damos 5 ideas de cómo utilizar nuestros productos para aprovecharlos al máximo.

  1. JABÓN DE CALÉNDULA, llévalo siempre contigo y utilízalo para lavar el pelo, el cuerpo, la cara, las manos, incluso como jabón desinfectante cuando te vas de viaje a países exóticos.
  2. BÁLSAMO DE CALÉNDULA, el curalotodo. Te servirá para desinfectar una pequeña herida (lávala primero bien con el jabón de caléndula), para aliviar picores y escozores, dermatitis y pequeñas inflamaciones.
  3. CREMA DE MANOS, que aunque es de “manos” puede utilizarla perfectamente para nutrir las grietas de los pies o mejorar las zonas más ásperas de tu cuerpo como rodillas y codos.
  4. LIMPIADORA DE SAPONARIA Y TU CREMA FACIAL, esto no puede faltarte como cuidado básico de la piel, limpieza por la noche e hidratación por la mañana. Pero ojo! que también la puedes utilizar por la noche si tu piel lo necesita.
  5. DESODORANTE, imprescindible y no solo para las axilas, utilízalo también para los pies o incluso para ponerlo en las zapatillas y evitar el mal olor.

Con estos 6 productos puedes tener cubiertas todas tus necesidades de cuidado facial, capilar y corporal.

Si eliminas de tu baño todos los productos que no utilizas o están caducados te queda espacio para una biblioteca.

REUTILIZA

Porque muchos envases tienen una segunda o tercera oportunidad seguro. Si eres manitas y tienes un poco de imaginación conseguirás grandes resultados, y si no te damos algunas ideas.

Tips reutiliza Amapolabio:

  1. Utiliza los envases de vidrio de las cremas faciales para tus conservas caseras, mermeladas, encurtidos, o para guardar especias o semillas que puedes comprar a granel.
  2. Los envases de plásticos tipo botella, si les cortas por arriba, y bien decorados, pueden servir de pequeños jarrones para poner flores frescas o como portalapiceros.
  3. En las cajas de cartón de las cremas faciales puedes guardar todo tipo de material de oficina, como chinchetas, clips, separadores o gomas.
  4. Los envases de vidrio pueden servir de maceteros para tus plantas, prueba con unos cactus variados al lado de la ventana.
  5. Si eres un@ manitas y te gusta tenerlo todo ordenado, puedes usar los tarros de plástico para guardar tornillos, tirafondos, arandelas y demás material. Prueba a atornillar la tapa a una estantería de madera y enroscar el envase con su contenido dentro.
Por nuestra parte, en AMAPOLA, nos comprometemos a reutilizar nuestros envases de vidrio. Si nos traes 5 envases pequeños o 2 grandes, bien limpitos, a nuestras tiendas de Barcelona, Madrid o San Cristóbal, te regalamos un jabón.
Entre todos, con nuestro compromiso personal, contribuiremos a cambiar el rumbo y devolverle la salud a nuestro querido planeta.
Comparte este artículoShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someonePin on Pinterest0
    Artículo en: Nosotros