Cómo cuidar tu piel durante el ciclo menstrual con cosmética ecológica

Sí, tienes razón: el estado de tu piel cambia en función de la fase del ciclo menstrual en la que estés. De hecho, si estás leyendo esto es porque ya notas ciertos cambios en ti según el día del mes (y no nos referimos solo a las ganas de comer chocolate). Te chivamos las recomendaciones de nuestra CEO para que mimes tu piel con cosmética natural y ecológica durante todo el ciclo y especialmente durante tu fase menstrual.

Granos, espinillas y acné justo antes de la menstruación: ¿por qué nos pasa?

Es acercarse el día del mes en el que menstrúas y salirte granos o espinillas, sobre todo en la zona de la mandíbula. Lo que sucede es que pasamos por una subida y bajada de hormonas que hace que durante estos días la piel produzca más grasa que resulta en la aparición de este tipo de acné.

Las responsables son principalmente dos hormonas: la progesterona y los estrógenos.

¿Cuáles son las fases de mi ciclo menstrual y cómo cuido mi piel en cada una de ellas?

¿Sabes qué es lo mejor que puedes hacer para tu piel y tu bienestar durante todo el ciclo menstrual? Observarte de manera más consciente. Te animamos a que lleves un diario y durante un tiempo vayas registrando los cambios tanto físicos —tu piel incluida— como emocionales que vas notando en función del momento del ciclo menstrual en el que estés.

De esta forma, sabrás cómo actuar y, por tanto, estarás mejor a todos los niveles. Porque si lo puedes predecir, lo puedes mejorar.

Conoce tu ciclo menstrual para estar mejor a todos los niveles, pero, sobre todo, de salud.

Nosotros te animamos a que utilices cosmética natural ecológica, pues además de ser más compatible y respetuosa con tu salud, su lista de ingredientes es más transparente. Así que si tienes una piel sensible puedes informarte mejor acerca de su composición y los efectos de cada uno de ellos antes de comprarlos.

  • Fase menstrual. La fase menstrual comienza el primer día que menstrúas y dura un promedio de 4-6 días, en función de la persona.¿Qué notas en tu piel estos días?La piel se vuelve más seca e irritada porque desciende el nivel de hormonas, tanto de progesterona como de estrógenos.¿Cómo cuidar la piel durante la fase menstrual?En estos días tu piel necesita mucha hidratación y una limpieza suave. Puedes utilizar nuestra limpiadora de saponaria para limpiar. Además, para recuperar rápido esa capa de hidratación, tonifica después con el tónico de malva y, por último, hidrata con nuestra crema revitalizante Alma de Argán. Si tu piel es sensible usa la crema facial de caléndula.Y si tienes mucha irritación te aliviará ponerte una mascarilla de arcilla rosa y chía.Importante: en esta fase evita exfoliarte la piel.
  • Fase preovulatoria o proliferativa. De los días 7 a 14 del ciclo. Dura hasta la ovulación.¿Qué notas en tu piel estos días?En estos momentos empiezan a subir los estrógenos. Y la piel se ve más hidratada.¿Cómo cuidar la piel durante la fase preovulatoria?Muchas personas notan una mejoría en la piel al reactivarse la producción de colágeno, que hace que la piel esté más firme y flexible.Así que durante esta fase, puedes retomar tu rutina de cuidado habitual o proporcionarle un extra de luminosidad haciéndote tu propia mascarilla hidratante en casa. ¿Cómo? Aplica tu crema hidratante habitual en más cantidad, como si fuera una mascarilla. Y déjala actuar unos 10 minutos. Luego, retírala con una muselina y agua templada.En esta fase, los folículos del ovario maduran. Y posiblemente notarás más energía, porque los niveles de estrógeno empiezan a aumentar. Aun así, dale tiempo al cuerpo para retomar tu agenda de lleno.
  • Fase ovulatoria. Dura entre 1 y 3 días de promedio.¿Qué notas en tu piel estos días?Es la fase del ciclo en la que nuestro cutis está en mejor estado. «La renovación celular y la hidratación se ven favorecidas por los niveles óptimos de estrógenos y progesterona». Un óvulo se libera y pasa a las trompas. Sube el nivel de estrógenos y el resultado es una piel radiante y luminosa.¿Cómo cuidar la piel durante la fase ovulatoria?En este sentido, se considera la mejor etapa para realizar tratamientos que estimulen la regeneración y exfolien la piel. Aprovecha la ocasión para hacerte un tratamiento facial.
  • Fase ovulatoria. Dura entre 1 y 3 días de promedio.¿Qué notas en tu piel estos días?Es la fase del ciclo en la que nuestro cutis está en mejor estado. «La renovación celular y la hidratación se ven favorecidas por los niveles óptimos de estrógenos y progesterona». Un óvulo se libera y pasa a las trompas. Sube el nivel de estrógenos y el resultado es una piel radiante y luminosa.¿Cómo cuidar la piel durante la fase ovulatoria?En este sentido, se considera la mejor etapa para realizar tratamientos que estimulen la regeneración y exfolien la piel. Aprovecha la ocasión para hacerte un tratamiento facial.
  • Fase premenstrual o lútea. De los días 16 al 28. Seguramente esta sea la fase que mejor tienes identificada.¿Qué notas en tu piel estos días?En la fase premenstrual, disminuye la sensibilidad a la insulina, el metabolismo de los carbohidratos y la serotonina y aumenta el metabolismo de las grasas, el apetito, los cambios de humor, la retención de líquidos y la progesterona, lo que puede provocar piel grasa y brotes de acné.¿Cómo cuidar la piel durante la fase premenstrual? Si ves que a ti también te pasa, te proponemos las siguientes opciones:
    • Practica la doble limpieza facial. Te ayudará a regular la producción de sebo a la vez que respeta la hidratación natural de tu piel y es una rutina de cuidado apta para todo tipo de pieles.
    • Usa ocasionalmente nuestro jabón de arcilla y limón. Puedes lavarte la cara con él o dejar un rato su espuma en la zona afectada. Así la arcilla absorberá la grasa y el limón cerrará tus poros y la desinfectará haciendo que el acné desaparezca antes.
    • Si tu piel es mixta utiliza el tónico de lavanda o el tónico de romero si tienes la piel grasa. De esta forma, la piel quedará reequilibrada.
    • Puedes incorporar la exfoliación como un paso ocasional en tu rutina (consulta con un especialista la frecuencia adecuada en tu caso). La exfoliación previene la aparición de acné porque elimina las células muertas y evita que se acumule grasa en los poros. Nosotros te recomendamos nuestro exfoliante de coco y lima, que más que un exfoliante es un viaje a las Maldivas, refrescante y renovador.

    Exfoliante de Albaricoque puedes exfoliarte también mezclando la semilla del albaricoque molida con nuestra limpiadora de saponaria y así crear una especie de “pasta”.

    • Te cuento un remedio natural si ya ha aparecido algún granito. Puedes poner una gotita de aceite esencial de árbol de té sobre él. IMPORTANTE: que solo sea una gotita y hazlo por la noche porque los aceites esenciales son fotosensibles y con la luz del sol te pueden quedar manchas.
    • Si es sábado por la noche, tus hijos ya son mayores o están con tus suegros y tienes todo el sofá para ti, después de exfoliarte, te animamos a que te pongas nuestra mascarilla de espirulina y limón, que además de terminar de limpiar tu piel la va a nutrir y dejar bien fresquita.

Cuida de tu piel de manera informada y consciente: evita los disruptores endocrinos

Como siempre, intenta evitar en la medida de lo posible la exposición a compuestos químicos como disruptores endocrinos.

¿Sabías que los disruptores endocrinos se hacen pasar por hormonas femeninas y por eso pueden afectar al ciclo biológico de nuestro cuerpo? Aquí dejamos un enlace a uno de los muchos artículos publicados por el catedrático de la universidad de Granada, Nicolás Olea Serrano, en el que lo explica.

Son los famosos bisfenoles, ftalatos, parabenos, benzofenonas y pesticidas. Algunos de estos compuestos se encuentran en jabones, aguas micelares, tónicos, compresas y tampones, entre otros. Por tanto, nuestra recomendación es evitarlos o elegir productos con una certificación natural o ecológica que nos garantice que no los contienen.

Queremos que te conozcas más y que aproveches todo el potencial de ser cíclica para tú estar mejor y tener una piel sana y bonita. Comparte este artículo por WhatsApp con otra persona a la que crees que le puede ayudar saber más sobre la piel y la menstruación.

REFERENCIAS

  1. Reed, B. y Carr, B. (2000). El ciclo menstrual normal y el control de la ovulación. En K. Feingold et al. ‘Endotexto [Internet]’. MDText.com: South Dartmouth (MA). Disponible en:https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK279054/#female_the-normal-menstrual-cycle-and-the-control-of-ovulation._8
  2. Raghunath, R., Venables, Z. y Millington, G. (2015). ‘El ciclo menstrual y la piel’, Clin Exp Dermatol., 40 (2),111-115.Disponible en: https://onlinelibrary.wiley.com/doi/full/10.1111/ced.12588
  3. Thornton, M. (2002). ‘Las acciones biológicas de los estrógenos en la piel’, Exp Dermatol., 11 (6),487-502.Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/12473056?dopt=Abstract
  4. Shah, M. y Maibach, H. (2001). ‘Estrógeno y piel. Una descripción general ‘, Am J Clin Dermatol., 2 (3),143-150.Disponible en: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/11705091?dopt=Abstract
  5. Stephens, C. (1997). ‘Erupciones perimenstruales’, Clin Dermatol., 15 (1),31-34. Disponible en:https://www.sciencedirect.com/sdfe/pdf/download/eid/1-s2.0-S0738081X96001071/first-page-pdf
Comparte este artículoShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Email this to someonePin on Pinterest0